martes, 24 de septiembre de 2013

EL MUNICIPIO DE WARNES El estadio de la ACF revive

Apoyo. El Gobierno nacional aprobó el desembolso de Bs 26.813.637para que se reinicien las obras del escenario, que comenzaron a finales de 2007. La empresa SYL Ingenieros debe acabar la construcción en 20 meses



Tuvieron que pasar más de cinco años y medio para que la construcción del estadio Asociación Cruceña de Fútbol (ACF) tenga fecha de finalización tras varios retrasos por distintos motivos (ver apoyo). El presidente del Estado Plurinacional de Bolivia, Evo Morales, hizo la entrega el domingo del cheque de Bs 26.813.637, que es lo que demandará la segunda fase de la obra, que la empresa S&L Ingenieros pretende acabar en unos 20 meses como mínimo, según su cronograma.

La edificación, ubicada en el kilómetro 12,5 de la carretera al Norte (a lo diagonal del aeropuerto Viru Viru), está a medio construir tras dos desembolsos realizados y que eran de $us 1.225.612 cada uno. Ahora, según S&L, como mandan las leyes, se desembolsará primero el 20% del monto total del costo de la segunda fase, y luego de acuerdo con el avance se harán las entregas. El fiscalizador será el municipio de Warnes, por intermedio de su alcalde, Mario Cronenbold, pues el terreno (21 hectáreas) se encuentra en su jurisdicción.

Para que se apruebe la firma del cheque, el municipio warneños tuvo que realizar dos consultorías con empresas constructoras para determinar el avance que tiene el escenario y si había deterioro de la misma, producto del tiempo que se paralizó la construcción. “Era necesario para que el presidente apruebe el reinicio de las obras. Ahora el escenario será una realidad”, sostuvo Cronenbold, que también es presidente de Sport Boys, equipo liguero que jugará los partidos de local en este estadio.

También espera con ansias la culminación del escenario la Asociación Cruceña de Fútbol, que tiene problemas para llevar adelante sus torneos por falta de una cancha propia. Por ese motivo, campeonatos como el de la Primera A sufren postergaciones constantes y al final acaban retrasados. Hasta la fecha, la ACF para los encuentros de la ‘A’ ocupa los estadios Tahuichi y Juan Carlos Durán; además, de los escenarios de los equipos de provincia. En todas sus categorías, la asociación tiene afiliados a más de 3.000 futbolistas en todas sus categorías.

Comienzo de obras

Según S&L Ingenieros el reinicio de la construcción será a mediados de octubre, cuando la empresa presente las garantías económicas correspondientes. “Es más formalismo que falta para que todo esté en orden, pues hay que cumplir algunos requisitos”, sostuvo Alberto Pareja, arquitecto de S&L, que en su momento contó con alrededor de 100 personas trabajando en la edificación deportiva, que será el segundo de mayor capacidad de Santa Cruz.

Para que el estadio de la ACF esté listo para ser utilizado falta la culminación de las lozas de las graderías, palco oficial, sala de transmisiones radiales, cancha de fútbol, instalaciones sanitarias y eléctricas, obras finas y los accesos. Estos últimos son los caminos que ocuparán los fanáticos para llegar hasta las afueras del escenario.

Se duplicó el costo

Los $us 3.249.000 que eran el presupuesto inicial de la construcción del estadio de la ACF prácticamente se duplicó, pues ahora el costo final será de $us 6.852.530. Según Cronenbold este aumento es debido, principalmente, a que en el proyecto inicial no figuraban varias obras complementarias como los accesos al lugar, la iluminación o la cancha de fútbol

EL TRABAJO SE PARALIZÓ EN DOS OCASIONES

La tercera debe ser la vencida. Después de dos reanudaciones en los trabajos del nuevo estadio que fueron cortados por motivos de fuerza mayor, la empresa S&L Ingenieros ahora confía en liquidar la obra sin ninguna traba.

“La primera vez que se paralizó la edificación fue porque el fierro tuvo un aumento considerable, lo que hizo cambiar el presupuesto”, señaló Alberto Pareja, arquitecto que dirige la construcción del escenario. Fueron ocho meses, en 2009, sin actividad en la obra.

La segunda paralización fue en 2010. En esa ocasión no se pudo continuar con los trabajos por falta de cordinación entre la empresa y los encargados de ver el tema, por parte del Gobierno. “Lo importante es que ahora todo está encaminado para que el estadio sea entregado en su totalidad”, sostuvo Pareja.

No hay comentarios:

Publicar un comentario